miércoles, 20 de febrero de 2008

El barbero diabólico


“Sweeney Todd” es el nombre que Tim Burton eligió para Jonnhy Depp a la hora de llevar la famosa ópera de Stephen Sondheim llamada igual a la pantalla grande.
Esta cuenta la historia de Benjamín Barker, el mejor barbero de la ciudad. Un personaje lúgubre, macabro y morboso que se convirtió en lo que es debido a que el juez Turpin (Alan Rickman) le quitara su familia hace 15 años. Sweeney es un seudónimo escogido por el mismo Barker para ocultar su verdadera identidad.
La venganza, las ganas de conseguir cierta satisfacción y un enojo que no lo deja dormir son los rasgos principales de un hombre que pasó mucho tiempo en prisión injustamente. De vuelta en Londres, instala junto a su amiga y vecina la Srita. Lovett (Helena Bonham Carter), un negocio que les saldrá redondo: él arriba en su barbería decapitando gente, ella abajo recibiendo los cuerpos muertos y alimentando a millones de ciudadanos con su carne.
Pero lo que hace que éste film sea verdaderamente atrayente son sus excelentes actores y participaciones especiales, el vestuario y peinado junto con el maquillaje (un pálido escalofriante a lo “Drácula” envuelve los rostros de los personajes), y los escenarios. Burton sabe cómo causar diferentes efectos a los espectadores con su marca característica: una ciudad sombría, llena de pobreza, sin sol, con chimeneas humeantes y calles oscuras. Allí es donde nacerá el crimen, se derramará sangre y el barbero tendrá al fin justicia.
Al ver a Johnny en acción, es inevitable que nos remontemos a aquel “Joven manos de tijera” con el pelo oscuro revuelto, cara pálida, ojeras y traje negro. Depp encaja perfecto en los personajes de Burton, ya que es su actor fetiche.
El film cuenta con toques de humor negro y mucha sangre (ésta es demasiado roja al mejor estilo Burton, y da una sensación de irrealidad), pero además tiene sus vueltas alegres, coloridas, anecdóticas y sentimentales.
A pesar de contar con diálogos hablados, la película es en su mayoría cantada, lo que se esperaba de un director que quiera reflejar la obra íntegramente. Esto no le resta puntos a la cinta pero quizás los espectadores esperan ver otra cosa cuando se sientan en la butaca. Igualmente, Burton hizo de la ópera una verdadera obra de maestra.
Excelente por donde se la mire!(salvo en el tema de la sangre). Johnny Depp increíble!



--- SI ---

6 comentarios:

Cecilia Díaz dijo...

Que interesante! Ceeo q además de que Depp sea el actor fetiche de Burton, Burton es el director fetiche de Depp. Hay gente q congenia en el arte y surgen buenos resultados.

Creo q es ideal para los seguidores de Burton o las chicas q mueren por Depp.

Saludos!

Anónimo dijo...

La verdad, muy buena pelicula.. Traté de olvidar qe era un musical lo qe iba a ver, porqe mucho no me gustan, pero sinceramente terminó gustandome, como todas las peliculas de Tim Burton. El chabon tiene una cabeza increible, está en todas, no se le escapa un solo detalle.
En fin.. La trama bastante atrapante, el director un genio en su salsa y Johnny Deep estuvo bien tmb, como siempre, pero no se como te puede gustar Xi.. jajaja
Besos!!
Saludos
Pame.

frid dijo...

Desde mi pecera... "no me gusta tampoco la sangre" pero reconozco que la crítica es buena y la película debe serlo. Este tipo de blogs, creativos y originales... acaban funcionando. Enhorabuena. Te invito a que me sigas recordando tu existencia.

Mario! dijo...

Cuando escuche que era una película de Tim Burton y que actuaba mi tan querido J. Deep supe que sería un verdadero exito.

Si me permiten cambiar de tema un momento, he leido que también les interezan los films más viejos, así que les recomiendo tomen en cuenta darse una pasada por la biblioteca del congreso, donde se muestra de manera gratuita una buena cantidad de películas, la mayor parte de Monty Python. Les suena?

elcuervolopez dijo...

Agradezco tu visita en mi blog. Yo soy cinéfilo incurable, especialmente cine de los 30 al 60: Capra, Ford, Hawks.
Casualmente, haré un post en mi Blog sobre este film de Burton. Hay mucha simbología: por ejemplo los colores. Hay tres: rojo (muerte), negro (maldad) y amarillo (pureza). Los degollados siempre gritan salvo dos: Todd y su esposa. Porque ambos están muertos en vida.
Esta película es una ópera en sentido estricto. Quien no sepa o aprecie de ópera, difícilmente la podrá degustar como corresponde.
Los números musicales están signados por leiv motivs al estilo wagneriano. El análisis es largo.
Una cosa: por favorrrrrr, ¡¡¡nunca cuentes el argumento en el post!!! Jajaja... y otra cosa. Ya es una vergüenza que la Academia ignore a Burton de forma caprichosa siendo lo genio que es y más aún a Depp.
Felicidades por el blog y si subís comentarios o críticas sobre clásicos sería excelente.

Lore dijo...

Hola Anxie! yo estaba dando vueltas por otro blog y fui a dar con el tuyo que tambien es una de mis pasiones, el CINE! Sobre la pelicula te puedo decir que la ambientacion es perfecta, que muchos la tildaron de aburrida, pero yo pienso todo lo contrario,es un musical, con un argumento sencillo pero muy bien logrado!. Yo tambien tengo un blog de cine y los invito a dar una vueltita por alla tambien! www.elcinedelore.blogspot.com .Ya me veras seguido por aca dejando mis comentarios! Besos y muy bueno el blog!

Lore